Search
jueves 18 octubre 2018
  • :
  • :

ADMINISTRACION DE INSTITUCIONES DEPORTIVAS por La Ley de Opinion

Hay muchos clubes con deudas con los empleados, el fisco, con los jugadores y con las empresas que le prestan sus servicios. Luego se llama a “convocatoria de acreedores”, pierden todos, hay luego elecciones, cambian los dirigentes y “el muerto no aparece”. Esta es vieja como “la mugre”.
La administración de una organización deportiva es una disciplina que se debe tomar en serio, no es joda. El deporte es salud y mejora la calidad de vida de las personas. Una administración “como la gente” busca el establecimiento adecuado, intenta lograr objetivos, afrontar tareas retadoras y productivas para la institución. No importa el tamaño de la organización: puede ser River, Barcelona, Defensores de Pompeya o la Municipalidad de Concordia. Es lo mismo.
Nadie anda regalando la plata (y lo bien que se hace) en un club, sin pedir la distribución y asignación correcta de los recursos de los socios o de los ciudadanos.
La administración deportiva necesita tener siempre un objetivo fijo, y en el proceso administrar bien a los profesionales, los materiales para la actividad física y la plata que se “le destraban”, para logras los resultados esperados. Y en el tiempo, el esfuerzo y con los costos pre determinados.
Acá en concordia se dijo que se iba a hacer un estadio de futbol, que iba a salir tanto y que se la iba a esperaba para tal fecha. ¡Han pasado generaciones de jugadores enteras y nunca nadie pudo jugar aun! Es solo un ejemplo lamentable, pero hay muchos, y acá nadie “me va a dejar mentir”…
Toda organización deportiva son grupos de personas que se juntan o nuclean para un proyecto en común por el que se sienten y son responsables. Puede ser una escuelita de futbol, la secretaria de deportes, un club publico, uno privado y social, u otro que puede ser privado y privado (solo para profesionales, o “paisanos”, o italianos, etc…
Y para que “camine” se necesita disciplina como para para obtener lo mejor del talento de cada dirigente, de los recursos materiales y financieros. Para ofrecer al socio o ciudadano mas y mejores deportes e instalaciones. Existen cada vez mas deportes. Deportes que nuestros abuelos ni siquiera escucharon su nombre. Por eso se debe ser flexible y adaptarse a las nuevas necesidades también. ¡Saber escuchar las propuestas de la gente e inquietudes nuevas de “los gurises”!
La conducción tiene que ser eficaz y eficiente. Esto es lo mas importante del articulo. Son dos palabras que suenan y parecen lo mismo o similares. Pero son conceptos distintos. La conducción de una institución eficaz es cuando se trabaja con tipos que practican la filosofía de “mejora continua” para la satisfacción y alegría de los deportista. Se logran los resultados “a como de lugar”.
La conducción de una institución eficiente es cuando se logra “dejarlos felices” a todos, pero optimizando los recursos. No a cualquier precio. Minimizando los costos y maximizando los resultados. ¡Hay que ser austeros con “las mañas de uno” y “generoso” con el objetivo en común de todos!
El socio o el votante es mucho mas leal si esta satisfecho con la administración. Recomienda el club o la institución deportiva. Se va armando un “gran boca a boca” de lo bien que se trabaja. Y, ese elogio aumenta la felicidad del funcionario y sus empleados. Todos esto genera muchas mas oportunidades para seguir creciendo y creyendo. Que es lo que queremos todos en este mundo. O en lo que queda de el…
LA LEY DE OPINION (LUNES A VIERNES 20 HS RADIO ACTIVA CONTINENTAL 98.9).




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.